Boletin


Boletin Parroquial

“Guía y Consejo” es un boletín dominical que ofrece interesantes artículos, comentarios y noticias de las actividades en nuestra comunidad.

Parroquia San Gabriel Arcángel de Buenos Aires
Año 27 n° 1400 – 19 de Enero de 2020

La esclavitud entre árabes y americanos

   Los musulmanes comenzaron la compra de esclavos negros mucho antes que los demás. Eran para consumo y no trabajo: querían mujeres y a los varones los castraban. En 1600 y 1800 hubo más de 9 millones de esclavos negros en los países árabes. Además, muchos cristianos blancos. El tráfico de esclavos desde Africa fue un éxito, pero el 40% moría en el camino. Los historiadores pasaron por alto esto y lo mismo hicieron con la venta de africanos por africanos desde el antiguo Egipto.

   Desde el s. XV hasta el s. XIX llegaron a America más de 10 millones de esclavos: Portugal y España necesitaban mucha mano de obra para esas inmensas tierras. En el Caribe, a causa de las plantaciones de azúcar hubo más esclavos que gente libre. Pero morían un 50% a causa de las condiciones miserables y los terrenos infectados.

   En América del Sur, excepto Brasil, hubo pocos esclavos. El papa Gregorio XIV en 1590 condenó hacer esclavos a los indios. En Brasil se importaron unos 4 millones desde 1550 a 1886. En Río de Janeiro en 1850 de 200 mil habitantes el 50% eran esclavos. Los EEUU vivían unos 700 mil esclavos y muy pocos eran liberados. No los dejaban bautizar, pues entonces hubiesen sido como los demás.

⇡ Ir arriba 


En San Gabriel hay poder sanante: es el don de Dios que se manifiesta


Nuevas obras de misericordia espirituales

3: Acompañar a los demás en el dolor

    El dolor es signo de ser humano. Cuando sentimos dolor surgen muchos sentimientos opuestos en cada uno. Y buscamos anestesias emocionales, como beber, lujuria, drogas. Esas experiencias nos enseñan a apoyarnos en los demás. La comunidad, sin decir palabra, es tan importante como el encuentro personal. El canto, el silencio, la Palabra de Dios son primero.

   Cuando nos acompañan sentimos el valor de las relaciones amigas. La primera forma de acompañar es unirnos en la oración por el dolor sentido y lo que se sufre en el momento. Los santos pasaron sus dolores unidos a Jesús crucificado. Así obtuvieron méritos especiales.

   A veces el que sufre quiere tener un encuentro. No hay que contar las propias experiencias. No hay que relativizar su dolor. El otro siente que pasa algo duro.

   Las personas queremos ser escuchadas, no juzgadas en nuestro dolor. El dolor y el sufrimiento nos quiebran. Conviene que la gente hable con una persona con autoridad moral, no solo un profesional.   

   Esta obra exige respetar el silencio del otro y la distancia que pone frente a quien lo quiere ayudar. Es parte de la soledad que provoca el dolor. Por eso, hay que esperar lo que sea preciso para dar una ayuda. No hay que apurarse.

⇡ Ir arriba 

La comunidad comienza en cada casa

Una familia católica debe orientarse a Dios, como hace una comunidad de religiosos. Esa orientación hay que manifestarla en concreto. Las ideas son buenas, pero hay que ponerlas en práctica.

1:  Tener horarios establecidos y fijos para la oración familiar. En las comidas. Y también en otros momentos. Para leer la S. Escritura, o la vida de los santos (son los héroes de la Fe en otros lugares y tiempos), o un escrito espiritual que puedan entender.

2: Dar prioridad a la vida de la propia parroquia. Eso exige que los hijos no vayan a participar en deportes en los horarios de la Misa. Y es muy valioso que los hijos vean que sus padres no dejan su práctica religiosa por otros eventos y compromisos. Lo primero es lo primero: Dios. Eso es tomar en serio la vida espiritual y fortalece la vida en los momentos de dificultad o dolor. La imagen de un papá orando en silencio a la mañana queda grabada en la mente de un chico, incluso cuando llega a la adolescencia.

3: En cada familia reina un orden jerárquico. Los esposos se ponen de acuerdo sobre los temas, antes que aparezcan discrepando delante de los hijos. Cada uno es valorizado y todos están unidos por el vínculo del amor y el perdón. Los padres pueden consultar a los más chicos de la familia, porque podrían tener una sabiduría especial. Por ejemplo, si un chico dice que está peleado con su hermano y no se han pedido perdón, o si pide cuentas a su papá sobre una conducta que no le pareció cristiana.

4: En una familia sana se vive una cultura de la obediencia. Los caprichos y rebeldías no se aceptan en una casa católica. Porque alguien – por amor – pone orden. Por supuesto no se trata de que alguien en la casa sea un sutil déspota. Eso vale sobre todo cuando la madre de uno de los esposos se mete a mandar a menudo como la voz autorizada.

5: Que la casa abra sus puertas a otros, que no sean contrarios a sus principios. Para eso hay que poner límites el uso de la tv e internet. El celular es enemigo de la vida familiar.

⇡ Ir arriba 

Tríptico de Asia: (3) Saigón

Novísimas historias

  Los vietnamitas que estudiaban en Manila me invitaron a visitar Saigón. Fui en octubre de 2017. Me llevaron del aeropuerto directo al seminario que está en las afueras.

   Son educados según su cultura y esconden sus reales intenciones y sentimientos. No responden a las preguntas directas.

   El seminario eran dos cuartos para dormitorio común, una sala de estudio y un aula. Mi cuarto junto al del director. Todo daba a una piscina inmensa con plantas acuáticas, para que los alumnos gozaran, según decía el director. En la capilla cabíamos las 16 personas.

   Una tarde me llevaron en moto a la precaria kermesse de una parroquia. Fue interesante pues al caer la tarde ibamos en fila por un puente vetusto hacia un riachuelo a encender una antorcha de papel y hacerla flotar sobre el agua.

   Me dejaron presidir la Misa sólo dos días, porque a los que mandaban no les gustaba que predicase a futuros misioneros para que viniesen a América pobre. Querían que supieran inglés para ir a países ricos: Canadá, EEUU, G. Bretaña o Irlanda.

   Me quedé pocos días porque olvidé aquí mis fármacos y en vez de llevarme a Saigón, fui a ver a un médico rural que no sabía inglés y me dio algo que me descompuso.

   Así que después de una semana de lluvias, llegué a Saigón para el regreso. Allí tuve una experiencia tocante: en la iglesia de los dominicos en estilo vietnamita ví el retablo dedicado a los mártires de Tonkín, y el primero de la lista es San José María Díaz de Sanjurjo, un primo de mi bisabuelo materno nacido en S. Eulalia de Suegos, el pueblo de mi mamá. Sin tumba, porque lo decapitaron durante una persecución feroz a los 39 años siendo obispo. Ahora los comunistas entraron en el consumo y, mientras no preparen laicos fuertes y comprometidos no molestan a los católicos. Por eso, la catedral en estilo gótico (¡) está en el centro turístico, y el palacio del arzobispo es inmenso.

   Saigón es infecta por la polución de miles de motos. La gente usa barbijos. No hay buses. Las casas tienen 3 metros de ancho, una junto a otra. Las fotos muestran edificios altos, pero son de la misma medida con algo de espacio al costado. Y reina la pobreza.

⇡ Ir arriba 


Una jugada se decide en la jugada previa


EVENTOS 2020

CLICK AQUÍ


⇡ Ir arriba

FIN DEL BOLETÍN SEMANAL


El valor de la Misa

“Jesucristo, Salvador nuestro, es el Sacerdote principal del sacrificio de la Misa. La ofrenda interior, que fue el alma del sacrificio de la Cruz, perdura en el Corazón de Cristo que quiere nuestra salvación. Él ofrece cada Misa que se celebra. ¿Cuál es el valor de cada Misa? Importa tener una idea justa, para unirse cada día al Sacrificio y recibir más abundantes frutos. La Iglesia se enseña que la Misa tiene un valor infinito, aunque su efecto en nosotros es finito y proporcionado a las disposiciones interiores.

El sacrificio de la Misa considerado en sí mismo tiene un valor infinito
El sacrificio de la Misa es el mismo que el de la Cruz, el cual tiene un valor infinito, pues el Verbo hecho hombre, en la Cruz, era al mismo tiempo Sacerdote y Víctima. Él permanece en la Misa como Sacerdote principal y Víctima presente, ofrecida.
En cada Misa se ofrecen a Dios una adoración, una reparación y una acción de gracias de valor sin límites, en razón de la Víctima ofrecida y del Sacerdote principal, con independencia de las oraciones de la Iglesia universal y del fervor del celebrante. En la Misa se le ofrece una adoración en espíritu y en verdad de valor sin medida. Esa adoración vuelve a nosotros para darnos fuerza y salud.
Además, es imposible ofrecer a Dios una reparación más perfecta por los pecados que se cometen cada día. No se trata de una nueva reparación, distinta de la de la Cruz: Cristo no muere ni sufre más. Conviene ofrecer con frecuencia Misas de acción de gracias. Por cada Misa celebrada, por la oblación y la inmolación sacramental del Salvador en el altar, Dios recibe una adoración infinita, una reparación y una acción de gracias sin límite.

¿Cuáles son los efectos que la Misa puede producir en nosotros? El efecto de cada Misa no está limitado por la voluntad de Cristo, sino tan sólo por la devoción de aquellos por los que se ofrece. La influencia de la Santa Misa en nosotros no está pues, limitada más que por la disposición de fe, confianza y amor.
El sacrificio de la Misa, que perpetúa en sustancia el de la Cruz, es de un valor infinito para aplicarnos los méritos y las satisfacciones de la Pasión del Salvador.

La Misa facilita nuestra conversión La Misa nos obtiene la gracia del arrepentimiento, nos facilita el perdón de los pecados; no se dicen en vano estas palabras antes de la Comunión: Cordero de Dios que quitas los pecados del mundo, ten piedad de nosotros.
Como la Misa facilita el arrepentimiento, se sigue que puede ser ofrecida por pecadores incluso endurecidos e impenitentes a los que no se podría dar la Comunión. La Misa puede obtenerles la Gracia de la conversión.

La Misa neutraliza al demonio El Maligno nada teme tanto como una Misa, sobre todo cuando es celebrada con gran fervor y cuando muchos se unen a ella con espíritu de fe. Cuando el diablo choca con un obstáculo insuperable, es que en una iglesia, un sacerdote consciente de su propia debilidad y de su pobreza, ha ofrecido la omnipotente Víctima y la Sangre redentora.

La Misa disminuye nuestro purgatorio El sacrificio de la Misa no sólo facilita la conversión de los pecados, sino la pena debida a nuestros pecados, ya se trate de vivos o muertos por quienes se ofrece el sacrificio. Este efecto es infalible; sin embargo, la pena no siempre es perdonada en su totalidad, sino según la disposición de la Providencia y el grado de nuestro fervor.
Finalmente, el sacrificio de la Misa nos obtiene los bienes espirituales y temporales necesarios o útiles para nuestra salvación. Así, conviene hacer celebrar Misas para obtener la gracia de una buena muerte, que es la gracia de las gracias, de la que depende nuestra salvación eterna.
Ofrezcamos igualmente las contrariedades cotidianas; será la mejor manera de llevar nuestra cruz, tal como el Señor lo ha pedido.
Los fieles que dejan de asistir a Misa pierden el sentido cristiano, y de la eternidad. Hay que pensar en los agonizantes al asistir al santo Sacrificio, y puesto que cada Misa tiene un valor infinito, hay que pedir que ésa a la que asistimos resplandezca allí donde ya no se celebra, donde poco a poco se pierde la costumbre de asistir a ella. Pidamos a Nuestro Señor que haga germinar vocaciones sacerdotales en esos medios; pidámosle sacerdotes, santos sacerdotes, cada día más conscientes de la grandeza del sacerdocio de Cristo, para que sean sus celosos ministros que solo vivan para la salvación de las almas. En los periodos turbulentos la Providencia envía innumerables santos; por eso es necesario pedir al Señor que envíe al mundo santos que tengan la fe y la confianza de los Apóstoles.”

⇡ Ir arriba

Los teros vigilantes

Fábulas de San Gabriel Arcángel para chicos (33)

Había una vez unos teros de color gris con reflejos morados y verdes, vientre blanco; el pico, las patas y los ojos eran rojos. Paseaban por el campo gritando teru, teru.
Un día se les presentó el Ángel Gabriel y les dijo: Yo soy Gabriel, el que está en la presencia de Dios.
Los teros bulliciosos se callaron y dijeron: ¡Bendito Ángel! ¿Por qué vienes a visitarnos?
Repuso el Ángel de María: Amados teros. Sé que ustedes están en estado de alerta cuando sus esposas ponen cuatro huevitos y los incuban durante un mes.
El príncipe de los teros replicó: Es cierto: nos preocupamos mucho de los nidos en donde están nuestros hijitos. Por eso gritamos teru, teru en un lado y tenemos los huevitos en otro.
El Ángel dijo: Sí, me llama la atención como ustedes caminan alrededor de un nido inexistente para despistar a los intrusos.
El tero más anciano agregó: No sólo eso. Si alguien se acerca al nido solemos ser agresivos y hacemos vuelos rasantes en picada hacia quienes amenacen a nuestras crías. Tenemos un territorio y lo hacemos respetar. Podrías hablar con los humanos. ¿Por qué no defienden mejor a sus hijos de los compañeros bravucones, y de los vicios? ¿Por qué no los corrigen? Nosotros no molestamos a nadie y no tenemos mal genio. Sin embargo, no aceptamos ni animales, ni insectos, ni personas depredadoras. Tenemos el sano orgullo de ser padres y madres que educamos a nuestros hijos, sin escuelas.

⇡ Ir arriba

Sobre este boletín parroquial “Guía y Consejo”

¿Quién no sabe que somos la única parroquia de la ciudad de Buenos Aires que publica un boletín semanal desde hace 24 años? Supongo que les hará bien. No lo hemos hecho con publicidad, para que fuera de veras un medio de formación católica, y no un medio de obtener ganancias. Sé que el boletín es usado en los EE. UU. (en donde hay 35 Millones de “hispanos”) y en algunos países de América Latina (México, Chile, Perú, etc.) y en especial en México, en donde se publican boletines dominicales, sacan algunas notas de Guía y Consejo para sus publicaciones.
El boletín también está en la página web de la parroquia www.sangabrielarcangel.com Lo leen miles de personas en todo el mundo, hasta en las Islas Seychelles!
Cuando vivía + Elena Tarditi, se llevaba cada domingo unos 10 boletines que repartía en algunos comercios y entre vecinos suyos. Ahora también hay feligreses que piden boletines para sus hijos universitarios, sus parientes, amigos y conocidos. Los felicito de todo corazón. Sí, el boletín merece ser difundido en su versión impresa. En la versión de la red, se lee en la Argentina sólo el 50%; el resto lo leen en otros países del mundo, especialmente en los EE. UU. y México. Por favor, ayuden a difundir la Fe católica.

⇡ Ir arriba

BOLETIN SEMANAL

El boletín semanal gratuito de la parroquia se llama Guía y Consejo. Muchos niños del Catecismo fracasaron en esa pregunta. Si los padres no lo leen, menos harán los hijos.
No ha faltado cada semana desde 1993. No hay que vanagloriarse, pues es Gracia o Don de Dios. Se hace porque Dios es muy bueno con nosotros y nos da la fuerza y energía para llevar la Fe y el amor de la Iglesia a todas partes.
El boletín es un medio de anunciar a Cristo, y su colección una enciclopedia de catolicismo, sobre temas que casi nadie predica o escribe. Les pedimos que nos ayuden a difundirlo entre sus parientes y amigos, proveedores, taxistas, remiseros, médicos, enfermeros, profesionales.

⇡ Ir arriba

La voz del Peregrino

Gracias a quienes se subscriben por un año o 6 meses. Gracias también a quienes lo leen por internet. Han visitado el periódico 12000 lectores desde el 1 de Enero hasta el 31 de Diciembre de 2013. Los norteamericanos llevan la delantera con 40%; siguen los argentinos con 35%; luego los mexicanos con el 10%; Uruguay con el 8%; Colombia con el 4%; Chile con el 3 %. Los grandes diarios del país, han bajado su circulación y han decidido cobrar por leerlos en internet. Hay una baja de la lectura en toda la república. Hagamos el esfuerzo de difundir el periódico. Sus artículos son valiosos y útiles para jóvenes y adultos.

⇡ Ir arriba

Misas diarias

Los martes, miércoles y viernes a las 19 hs.

Sábado18 hs. Domingo 10 y 12 hs. Cada Misa se celebra por una sola intención, salvo el día de los padres y madres.

Secretaría: Lunes a viernes de 16 a 19 hs.
Periódico mensual: La voz del Peregrino Días 29: Misas 9, 17 y 19 hs (en Domingo 10, 12, 17 y 19 hs.) Rito de la Reseña. En sus Legados, Testamentos vida poner: Parroquia San Gabriel Arcángel de Villa Luro

⇡ Ir arriba